El Gobierno de Díaz Ayuso aprueba una ley regional educativa sectaria que no apuesta por la igualdad de oportunidades

Laura Hernández: “consideramos que es una Ley anticonstitucional y el Gobierno de España está estudiando punto por punto el texto para recurrirla en los tribunales”

El Gobierno de la Comunidad de Madrid aprobó hace unos días la Ley Maestra de Libertad de Elección Educativa, un movimiento ideológico de la derecha para tratar de hacer frente a la  LOMLOE, una Ley impulsada por el Ministerio de Educación que nació con el apoyo de la mayoría de la Cámara para poner fin a la segregación y a los beneficios de la educación concertada frente a la pública.

La concejala Socialista Laura Hernández ha expresado que “una vez más Isabel Díaz Ayuso se pliega a los intereses de la extrema derecha, ya que VOX puso como condición para la aprobación de los presupuestos regionales esta ley sectaria”. Para Hernández, “lo que ha aprobado la derecha en la Asamblea de Madrid no es una ley educativa, es una oposición al Gobierno de Pedro Sánchez con el único objetivo de seguir haciendo ruido para tratar de derribar a un Gobierno democrático que vela por los intereses públicos”.

La concejala Socialista sostiene que “con esta nueva Ley, ni el Partido Popular ni VOX muestran interés alguno por la educación pública, que es la gran perjudicada y, además, se ha sacado adelante sin el consenso de la comunidad educativa, a la que no se ha consultado ni informado del contenido de la misma”. Hernández mantiene que “las direcciones de los centros educativos, los docentes, las familias y los alumnos y alumnas son los grandes perjudicados con esta decisión unilateral, que no se centra en resolver los principales problemas educativos de la región, se centra en beneficiar únicamente a la educación concertada”.

Hernández ha expresado que “el Gobierno de España ya ha anunciado que está estudiando la nueva Ley Maestra, punto por punto, y que la recurrirá, si es necesario, para evitar que la región madrileña vuelva a incidir en la segregación, olvidando asuntos tan importantes como la contratación de los docentes necesarios en los centros públicos o poner solución a los 25.000 alumnos de Formación Profesional que se han quedado sin plaza en Madrid”.

Para la edil socialista, “es evidente que ésta es una ley que pretende privatizar la educación, algo que no es nuevo con los Gobiernos sucesivos del Partido Popular, ya que es un texto que refuerza la educación concertada y que beneficia a los centros privados que segregan por sexo, atentando contra la igualdad de oportunidades, pero Díaz Ayuso no puede obviar que una ley regional nunca puede estar por encima de una estatal, es anticonstitucional”.

Hernández ha aseverado que “resulta curioso que en los casi 20 años ininterrumpidos del Gobierno de la Comunidad de Madrid nunca se haya aprobado una ley de tal dimensiones”, y ha señalado que “consideramos, además, que es anticonstitucional y que lo único que pretende Díaz Ayuso es seguir con su particular cruzada contra el Gobierno de España, sin pensar en los intereses de los madrileños y sin apostar por un sistema educativo público de calidad”.

Deja una respuesta