Aprobada por unanimidad la propuesta del grupo Socialista para que se instale en Aranjuez el contenedor marrón para materia orgánica

José María Cermeño: “la aprobación de esta iniciativa es una buena noticia para Aranjuez ya que es una apuesta clara por el Medio Ambiente por el que el PSOE siempre va a apostar”. 

La Corporación aprobó con el voto favorable de todos los grupos la propuesta del grupo municipal Socialista para acordar con la concesionaria del Servicio de Higiene Urbana instalar contenedores específicos (de color marrón) para materia orgánica y su posterior recogida y trasporte a las plantas destinadas a tal fin, en los lugares donde mas demanda pudiera producirse de manera selectiva en nuestra ciudad. La propuesta también incluía realizar una campaña, junto a los comerciantes y hosteleros de nuestra ciudad, para la recogida exclusiva de los restos orgánicos producidos por los mismos, realizar una campaña entre los vecinos y vecinas de las zonas adyacentes a los lugares donde se instalen, para que quienes lo deseen puedan depositar los residuos orgánicos en dichos contenedores, comenzar los estudios necesarios para la instalación en la zona de nuestro municipio que se considere más adecuado, del quinto contenedor o contenedor marrón, como experiencia piloto y utilizar en el contrato actual de recogida de residuos sólidos urbanos la cláusula donde viene recogido poder ampliar el coste de la prestación del servicio pudiendo incrementar hasta un 25% el coste actual o cualquier otra formula que permita la puesta en marcha de dicho servicio.

El concejal Socialista José María Cermeño entiende que “la aprobación de esta iniciativa es una buena noticia para Aranjuez ya que es una apuesta clara por el Medio Ambiente por el que el PSOE siempre va a apostar”. Cermeño ha aclarado que esta iniciativa no se contempló en el actual contrato de Higiene Urbana “porque cuando se inició la elaboración del pliego se hizo a finales del 2016 y en aquel momento entendimos que había tiempo y que a medida que se fuesen aprobando las normativas europeas se incluiría en la parte que permite el contrato en el apartado de ampliación de servicios por mejoras, ahora que ya existe la normativa hemos contemplado que era buen momento y por eso hemos presentado a Pleno la propuesta”.

Para que España cumpla los objetivos de reciclaje marcados por la normativa europea, las entidades locales de toda España, que son sobre las que en última instancia recae la gestión de los residuos municipales, deberán implantar el quinto contenedor, el contenedor marrón, antes de Enero de 2024. “España no tiene un aprobado en lo que a materia de reciclaje se refiere, muy al contrario, tenemos un claro suspenso en comparación con el resto de países de nuestro entorno ya que, según los datos de Eusostat en España, únicamente se reciclan el 33,9 % de los residuos urbanos que generamos. La cifra que debemos alcanzar para el año 2025 en materia de reciclado es del 55% y para el año 2035 debe ser del 65%. “Otro dato que debemos tener en cuenta es, que el 37 % de los residuos que generamos en España son orgánicos y con estas cifras, si éstos no se reciclan no podremos alcanzar los objetivos europeos”, ha explicado Cermeño.

Respecto a Aranjuez, una ciudad con una población de 62.000 habitantes, el edil Socialista ha expresado que “este tipo de residuos es muy considerable y si no está debidamente separado es muy difícil de revalorizar y reducir los impactos que produce. Por ello, las actividades orientadas a fomentar la recogida selectiva, así como los tratamientos más adecuados para obtener productos de calidad, deben ser prioritarias para cumplir con la normativa vigente y fomentar un comportamiento medioambiental respetuoso”. 

Respecto a las ventajas de compostar la materia orgánica debidamente separada Cermeño ha explicado que “son varias, y reflejan la importancia de entender este tipo de acciones como prioritarias, porque reduce las emisiones de gases de efecto invernadero, rebaja la producción de lixiviados en vertederos y su toxicidad, genera compost de calidad que limitaría el déficit de materia orgánica en suelos, disminuye la dependencia de los fertilizantes de síntesis, ayuda a luchar contra desertización (20% suelos con alto riesgo), mejora la estructura del suelo y aumenta la retención de agua en el mismo, aumenta la sustitución de fertilizantes químicos y reduce las emisiones de óxido nitroso, gas de efecto invernadero, al sustituir abonos químicos por compost”.

Deja una respuesta