EDITORIAL: Centrados en los problemas de la gente

Las pasadas Elecciones a la Asamblea de Madrid, celebradas el 4 de mayo, han arrojado malos resultado para la izquierda en general y para el Partido Socialista en particular. Es evidente que desde las diferentes direcciones estatal, regional y locales se necesita un profunda reflexión para saber qué ha ocurrido, en qué nos hemos equivocado y cuáles deben ser las líneas a seguir para revertir una situación que, estamos seguros, se puede cambiar, como ya se demostró en los comicios celebrados hace dos años en la región en los que el PSOE fue el partido más votado. Solo desde la autocrítica se puede avanzar y mejorar, y nuestro partido ha demostrado, en numerosas ocasiones, que tiene capacidad para ello y para seguir poniéndose al servicio de los militantes y de los ciudadanos, para tratar de mejorar el bienestar y la justicia social.

También es necesario que la izquierda en general reflexionemos sobre la situación actual que nos está llevando a una división que no favorece a los intereses de los ciudadanos. Desde las discrepancias y desde el respeto debemos remar todos en la misma dirección porque si cada uno elegimos caminos diferentes será difícil que nos encontremos para poder ofrecer a los ciudadanos políticas sociales y económicas que miren por sus propios intereses. Demasiadas formaciones -siempre desde el respeto a la libre elección- reduce las opciones de gobernar. Si la derecha polariza y la izquierda se divide allanaremos el camino a esas políticas que solo miran por el interés personal y por las grandes fortunas, como se viene demostrando a lo largo de la historia.

Pero la reflexión y la autocrítica, tan necesarias en estos momentos, no pueden cegar el trabajo diario que desde las instituciones -aquellas en las que gobernamos o aquellas en las que somos oposición- tenemos que seguir haciendo. Allí donde el Partido Socialista gobierna seguirá apostando por las políticas sociales y por los servicios públicos. En Aranjuez, por supuesto, seguiremos insistiendo en que se debe invertir en sanidad, abrir los centros de salud con personal sanitario que pueda colmar las necesidades de los ciudadanos, seguiremos exigiendo la apertura de los Servicios de Urgencias de Atención Primaria, para que no se colapsen las Urgencias del Hospital del Tajo, donde seguiremos exigiendo la apertura de la T4, que se dote de recursos materiales y humanos a esta infraestructura y que se apueste por un proceso de vacunación efectivo que no perjudique a los ciudadanos que no disponen de recursos para desplazarse.

También seguiremos centrados en la Educación Pública, apoyando cualquier reivindicación e insistiendo en que la bajada de las ratios es más necesaria que nunca, con un aumento en la contratación del personal docente en los centros educativos y dotando del material indispensable para las familias más desfavorecidas. En el Partido Socialista tenemos el convencimiento de que la educación es un pilar esencial para el crecimiento personal de los alumnos y un sistema público educativo de calidad merece las inversiones necesarias para que los alumnos y alumnas puedan desarrollarse en las mejores condiciones. Aranjuez necesita que el Gobierno regional apueste por los centros educativos, que se haga cargo de las deficiencias y que gestiones las mejoras en infraestructuras y en personal.

Incidiremos en que Aranjuez necesita inversión por parte del Gobierno regional, insistiremos en las necesidades que tiene el colectivo deportivo, el social, el cultural, que con lo sucedido tanto en el Centro Cultural Isabel de Farnesio como en el antiguo Matadero, se ha quedado huérfano. Seguiremos aportando propuestas constructivas para que estos colectivos y otros, centrados en el Medio Ambiente sigan siendo una prioridad tanto para el gobierno regional como el local. Es hora de que el Partido Popular de Aranjuez y la alcaldesa María José Martínez le exijan a sus mayores que miren por Aranjuez, porque es la hora de Aranjuez.

Díaz Ayuso ya ha demostrado en estos dos primeros años de legislatura que no le ha interesado esta ciudad ni lo más mínimo salvo para hacer campaña electoral. Ahora es el momento de que demuestre que lo que ha vendido no es humo, que apueste de verdad por destinar ayudas directas a los comerciantes y hosteleros, que cumpla con sus compromisos y que deje a un lado el abandono que su partido le ha regalado a esta ciudad en los últimos 26 años. 

El Gobierno de España está trabajando continuamente en Europa para que lleguen las mayores ayudas posibles, ayudas que el Partido Popular siempre ha querido boicotear, con esas políticas del “cuanto peor, mejor” que lo único que persiguen es el interés personal por encima del de los ciudadanos. El Gobierno regional tiene que apostar por destinar fondos públicos a entidades públicas y dejar de favorecer al sector privado porque de su gestión dependerá el futuro de los ciudadanos los próximos dos años que, esperemos, sean los últimos en los que el Partido Popular disfrute del particular cortijo en el que siempre ha pretendido convertir a la Comunidad de Madrid.

Deja una respuesta