El Pleno aprueba la propuesta socialista para instar a la Comunidad de Madrid a que mantenga a todo el personal sanitario asignado a Aranjuez y no lo traslade al nuevo hospital

Eva Celdrán: “nos preocupa que se repita lo ocurrido en marzo, cuando se trasladó personal de atención sanitaria de nuestro municipio a otros lugares como fue el hospital del IFEMA dejando a los ciudadanos sin una atención primaria que abarcase las necesidades sanitarias”

El pleno de la Corporación aprobó la propuesta de urgencia, presentada por el PSOE, para instar a la Comunidad de Madrid a que mantenga a todo el personal sanitario asignado a Aranjuez y no lo traslade al nuevo hospital de pandemias de Valdebebas.

La concejala socialista, Eva Celdrán, expresó que “nos preocupa que se repita lo ocurrido en marzo, cuando se trasladó personal de atención sanitaria de nuestro municipio a otros lugares como fue el hospital del IFEMA, dejando a los ciudadanos sin una atención primaria que abarcase las necesidades sanitarias y el Servicio de Urgencia (SUAP) sin una atención presencial en el centro de la calle Gobernador”.

Ante el consenso de expertos que afirman que la atención primaria es el principal freno de la base de la pandemia, apoyado en el rastreo, consideramos indispensable que no se reduzca el personal sanitario asignado tanto al Hospital del Tajo como a los dos centros de salud de la localidad. En la situación de saturación en la que estamos hay que reforzar y no disminuir el personal sanitario que atiende a los ciudadanos de Aranjuez

Celdrán sostiene que “ante el consenso de expertos que afirman que la atención primaria es el principal freno de la base de la pandemia, apoyado en el rastreo, consideramos indispensable que no se reduzca el personal sanitario asignado tanto al Hospital del Tajo como a los dos centros de salud de la localidad. En la situación de saturación en la que estamos hay que reforzar y no disminuir el personal sanitario que atiende a los ciudadanos de Aranjuez”. La concejala socialista, además, manifestó que “es una necesidad vital defender que cada uno de los profesionales sanitarios que trabajan en Aranjuez sigan haciéndolo, ya que estamos hablando de la vida de los vecinos”. 

No hacemos hipótesis, nos basamos en lo que ya sucedió en marzo, cuando personal sanitario de Aranjuez fue trasladado a IFEMA. No nos inventamos nada, son declaraciones de la presidenta y del consejero de la Comunidad de Madrid

Celdrán señaló que «no solo el COVID-19 supone una enfermedad mortal, también es muy importante, para la calidad de vida, que podamos dotar del personal y material necesario para poder atender las necesidades y la detección de nuevas enfermedades que, si se trataran tiempo, tendrían consecuencias menos graves. Para ello se requiere personal”. Celdrán ha añadido que “sabemos que no se está pudiendo atender a los ciudadanos en cuestiones tan importantes como diabetes, hipertensión, revisiones pediátricas y vacunas de calendario, son muchas citas las que se están viendo retrasadas o no se están atendiendo presencialmente”.

Ante la afirmación del Partido Popular y Ciudadanos de que no hay ninguna evidencia de que se vaya a trasladar personal sanitario de Aranjuez al nuevo Hopistal de Valdebebas, Celdrán expresó que “no hacemos hipótesis, nos basamos en lo que ya sucedió en marzo, cuando personal sanitario de Aranjuez fue trasladado a IFEMA. No nos inventamos nada, son declaraciones de la presidenta y del consejero de la Comunidad de Madrid”. La concejala socialista recordó que “1.495 millones ha destinado el Gobierno de España a la Comunidad de Madrid para Sanidad, la comunidad más beneficiada. Dinero hay, otra cosa es que no se haya gastado en lo que debieran, que no es hacer hospitales porque sabemos que no se ha aprovechado todo el espacio del que se dispone. Los edificios no curan, curan los sanitarios”. En este sentido, Celdrán ha aseverado que “no podemos esperara a que de se desmantele la sanidad pública para, después, reclamar. Los hechos consumados son muy difíciles de revertir y en caso de la sanidad se lleva por delante vidas humanas, vidas que no entienden de colores políticos”.

Celdrán se refirió a una situación provocada al pasado mes de septiembre. “La UCI del Hospital, que tiene 6 camas, tenía 8 pacientes y uno de ellos tuvo que ser trasladado al Ramón y Cajal porque no había personal suficiente para atender a esa persona. Si se hubiese contratado, como prometieron hace 6 meses que iban a hacer, a más personal sanitario tendríamos profesionales que podrían haber estado a disposición de atender a este nuevo hospital de Valdebebas”.

Deja una respuesta